martes 29 noviembre, 2022
InicioACTUALIDADEl Balonmano Soria volvió a la competición con su base mientras que...

El Balonmano Soria volvió a la competición con su base mientras que los equipos senior jugaron en Salamanca

Este pasado sábado día 12 de noviembre comenzaron su andadura los equipos de base del club Balonmano Soria, debutando tanto el cadete femenino como el cadete masculino.

Empezaron la jornada las chicas que se enfrentaban a un rival poderoso como es el Grafometal Sporting Viana, que aparte del potencial del propio equipo la diferencia se ampliaba al ser la gran mayoría de sus componentes de categoría juvenil, mientras que las sorianas son todas ellas cadetes e incluso algunas infantiles. A pesar de esa diferencia de categoría, salieron las sorianas concentradas en intentar hacer su juego, con una defensa profunda y de ayudas que mantuvo a las navarras firmes durante los primeros 10 minutos de la primera parte con un resultado de 5-6, si bien al empezar las rotaciones en la plantilla soriana, bastante extensa por cierto y lo que es una gran alegría para el futuro de nuestro deporte, se perdió un poco esa concentración inicial, lo que propició pérdidas de balón en ataque que las de Viana aprovechaban para conseguir goles fáciles al contraataque, lo que llevó al descanso del partido a un marcador de 5-18.

La segunda parte comenzó igual que la primera, concentradas las sorianas y sabiendo nuevamente que hacer ante un rival difícil, lo que hizo que durante esos primeros 10 minutos incluso ganaran el parcial por dos goles, pero nuevamente, mediada la segunda parte, se cayó en el desconcierto y aprovechando la mayor fortaleza física y los errores, bastante menos que en la primera parte, las sportinguistas ampliaron su renta hasta llevarla a un resultado final de 15-35.

A continuación el cadete masculino, que como ocurre con el caso anterior, es más infantil que cadete, jugaba con el cadete del Balonmano Ciudad de Logroño. Durante un buen tramo de partido los sorianos hicieron frente a los riojanos, llevando el partido muy igualado hasta el minuto 12, donde los chicos cometieron errores de precipitación y perdiendo balones que suponían goles fáciles para los riojanos, ello les llevó a pasar de un 6-6 a un 7-18 al final de la primera parte. En el descanso Pablo Garcés junto a Diego Cortés, pusieron a sus chicos al orden y entraron con un juego más preciso y con más intensidad defensiva, lo que les llevó a ir reduciendo la diferencia del descanso, llegando a ponerse con 8 goles abajo y posesión para seguir reduciendo la diferencia. Finalmente y, aguantando la concentración en el juego,  evitando las pérdidas de balón como en la primera parte, consiguieron imponerse en la segunda manga por dos goles, lo que les dejó un resultado final de 26-37. Pero mostrando una cara más acorde a lo que se espera de ellos.

Ya en la jornada vespertina los equipos senior femenino Cañada Real BM Soria  y el equipo senior masculino de Primera Nacional Club Balonmano Soria jugaron  sus correspondientes partidos en la ciudad de Salamanca.

Comenzó la jornada el Cañada Real Balonmano Soria con su partido ante las locales del Confiterías Gil Ciudad de Salamanca. La primera parte empezó disputada y muy igualada, tanto es así que en el minuto 15 de la primera parte el marcador reflejaba un empate a 10 tantos, la mayor fortaleza física de las salmantinas les llevó a imponer un ritmo alto que las sorianas no consiguieron aguantar durante los 30 minutos de la primera parte y que impulsó a que las locales llegaran con una ventaja de cinco goles al descanso. Así, al comienzo de la segunda parte, consiguieron incrementar en los 10 primeros minutos hasta los 9 tantos de diferencia, a partir de aquí el partido discurrió por un camino más igualado, llegando al final con un resultado definitivo de 33-23, que no es todo lo bueno que hubieran deseado las discípulas de Casti, pero que les hace afrontar los próximos partidos con una perspectiva de optimismo ante rivales de una calidad similar a las chicas del Cañada Real.

A continuación los hombres se enfrentaban a un Congesa XXI , rival que históricamente ha sido un hueso duro de roer para los sorianos y que tanto en Soria como en Salamanca habitualmente sacaba resultados positivos frente a los amarillos.

Con conocimiento de ello, Lluelles había preparado el partido pensando en esa dificultad que siempre les supone visitar la villa del Tormes y el equipo, respondiendo a lo planteado por el entrenador, no quiso dejar lugar a la duda en ningún momento, ya que desde el 1-0 de ventaja para los locales, los sorianos pusieron tierra de por medio y no dejaron en ningún momento que su rival se volviera a poner por delante.

Con una muy buena defensa y una gran portería, con Vicente en estado de gracia, junto una gran seriedad en ataque, repartiendo responsabilidades entre todos los jugadores, se llegaba al descanso con un 8-13, que parecía que podía encarrilar una victoria soriana «fácil», sobre todo, viendo que la segunda parte comenzó con los amarillos fuerte hasta alcanzar una diferencia de 9 goles. Pero los charros no dejaron de perderle la cara al partido en ningún momento y, apoyados por una gran afición, hizo que los sorianos no pudieran dormirse en los laureles y tuvieran que apretar hasta el final del partido que marcaba un tanteador final de 23-31.

Resultado que sirve para que los de Soria vuelvan a confiar y afianzarse en sus mejores armas, la defensa y la velocidad y seguir en la parte alta de la clasificación.