martes 5 julio, 2022
InicioACTUALIDADLa Guardia Civil en alerta tras tres situaciones de riesgo en carreteras...

La Guardia Civil en alerta tras tres situaciones de riesgo en carreteras sorianas

En otro caso se detectó a un conductor que dio positivo por alcohol y drogas

El pasado fin de semana, gracias a la colaboración ciudadana, la Guardia Civil pudo detectar y prevenir dos situaciones de riesgo para la seguridad vial en vías públicas de la provincia de Soria.

Una primera llamada al 112, el sábado 17 de julio a las 10:56 horas, alertó sobre la circulación de tres camiones por la carretera CL-116, en el punto kilométrico 78. En dicha situación no se respetaba la distancia obligatoria y mínima de seguridad entre los mismos. De esta forma dificultaban su adelantamiento con seguridad y ponían en riesgo a los demás conductores y a la seguridad vial.

Gracias a otra llamada de colaboración ciudadana al destacamento de Tráfico de El Burgo de Osma, a las 15:30 horas del sábado 17 de julio, se pudo localizar y dar el alto rápidamente a un turismo. Fue a la altura del kilómetro 211 de la carretera N-122, dentro del municipio burgense. Circulaba en zigzag y realizaba adelantamientos incorrectos, además de no mantener la distancia seguridad. Llegó incluso a invadir el carril destinado a la circulación en sentido contrario. Generaba así una situación de peligro para él mismo y para el resto de conductores y usuarios.

En ambas situaciones intervinieron patrullas de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil. Constataron los hechos y formularon las oportunas denuncias por infracción a las disposiciones de la Ley de Seguridad Vial.

VIERNES

Otro turismo fue detectado el pasado viernes, 16 de julio, sobre las 10:45 horas, a la altura del kilómetro 189 de la N-122. Ocurrió dentro del término municipal de Calatañazor, efectuando una conducción en zigzag. Una patrulla de Tráfico de la Guardia Civil le dio el alto.

Su conductor, tras ser identificado, fue sometido a las pruebas de alcoholemia que dieron resultado positivo de 0,95 y 0,97 miligramos de alcohol por litro de aire espirado. También dio resultado positivo en la prueba indiciaria de consumo de drogas por presunto consumo de anfetaminas.

Este conductor ha sido investigado como presunto autor de un supuesto delito contra la seguridad vial. Todo ello por conducir un vehículo a motor bajo la influencia del alcohol. Las diligencias fueron entregadas en las dependencias judiciales de Soria.

ALCOHOL Y DROGAS

La ingesta de bebidas alcohólicas, así como de drogas y sustancias tóxicas, influye en el conductor de un vehículo con la disminución de la capacidad sensorial, de reflejos y de atención en la conducción. Crea peligro para la vida propia y del resto de los usuarios de la vía. Además, aumenta exponencialmente la posibilidad de sufrir un siniestro vial.

Estas conductas al volante pueden conllevar administrativamente hasta 1.000 euros de sanción y penalmente pueden ser castigadas con la pena de prisión de tres a seis meses o con la de multa de seis a doce meses o con la de trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días. En cualquier caso acarrean privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años.