Jornada de Transición para el CSB en Primera División

El Club Soria Baloncesto ha crecido rápido y lo ha hecho, además, con fuertes cimientos tanto a nivel estructural como deportivo pero las cosas nunca son fáciles y mucho menos en competición. Esta segunda etapa en Primera División está poniendo de relieve lo difícil que son las cosas en categoría senior y, tras un debut esperanzador la pasada temporada, ahora está claro que el CSB tendrá que madurar antes de atacar la siguiente etapa que, a buen seguro, llegará y que situará poco a poco al baloncesto soriano en la primera línea deportiva tanto provincial como autonómica.

     

La cantera, por su parte, sigue en fase expansiva y en esta 12ª Jornada de la Liga Autonómica volvía a sumar otras cuatro victorias en otro finde completito. Los primeros en jugar fueron los masculinos A que el sábadovolvieron a dejar claro qué club manda y mandará en Soria al barrer de la cancha a sus vecinos en todas las categorías: los Infantiles, líderes imbatidos de su grupo, pusieron patas arriba a los fuentistas ya en el segundo cuarto al imponerse por 7-57. A continuación, los Cadetes aunque no comenzaron muy finos pronto corrigieron un rumbo que les llevó a imponerse con claridad por 12-78 y, finalmente, el Junior Fertilizantes Actyva hizo otro tanto ganando con comodidad por 39-93 incluyendo dos mates espectaculares de Alejandro Hernández y Jorge González. Triplete que confirma el dominio del CSB en Soria.

Ya el domingo 26, los masculinos B repartieron los puntos en el San Andrés contra el Juventud Aranda: los Infantiles superados en el rebote y sin ver aro con claridad en ataque sucumbieron ante los burgaleses por 26-76 mientras los Cadetes, muy serios en defensa, han sabido mantener la calma en la recta final de un partido muy reñido para imponerse por 70-64. Luego, en Palencia, los equipos femeninos no pudieron sumar contra un CB Villamuriel que hizo de su cancha un fortín. Las Infantiles se defendieron como gato panza arriba colocándose en zona frente a las palentinas que jugaron la carta de su envergadura durante todo el encuentro sin conseguir superar a las sorianas hasta la recta final en la que el mayor acierto de las locales, espoleadas por su afición, decidió el choque por un ajustado 52-46. Las Cadetes, a continuación, poco pudieron hacer frente al tamaño de las locales que centraron su juego en la pintura donde resultaron imbatibles imponiéndose por 90-25 y, finalmente, las Junior tuvieron un partido muy duro contra las líderes del grupo a las que jugaron de tú a tú hasta que dos lesiones consecutivas de los postes sorianos colocaron en franquicia a las palentinas que terminaron ganando por 54-28.

El domingo por la tarde, en el San Andrés, tuvo lugar el partido de la jornada, correspondiente a la 2ª Jornada de la Liga de Primera División autonómica, que enfrentó al CSB Soria Ciudad del Deporte contra el UEMC-ASPASIA CBC Valladolid y que viene a confirmar lo vivido ya en la Copa esta misma temporada: que el asalto a EBA por parte del CSB tendrá que madurar al menos dos temporadas más. Así las cosas y dentro de esta etapa de transición que la afición ha reconocido y apoyado desde el primer momento se enmarca el partido vivido este domingo en el San Andrés en el que un voluntarioso CSB Soria Ciudad del Deporte dio la de cal en el mejor partido de lo que va de temporada enfrentando al líder y campeón de la Copa UEMC-ASPASIA CBC Valladolid al que se supo defender con acierto y al que también se supo atacar con rapidez y efectividad para llevar la iniciativa durante casi todo el encuentro (ventaja máxima de +14) aunque luego, a falta de 6 minutos, los pucelanos más enteros lograron primero entrar en el partido y enjugar la diferencia para encarar la recta final jugando con veteranía para llevarse una ajustada victoria por 79-84 que deja a los sorianos con la miel en los labios pero que marca la línea de trabajo por donde llegarán los éxitos.