Los parlamentarios populares sorianos exigen que los ayuntamientos puedan usar su superávit económico para plantar cara al coronavirus

Las entidades locales están a la vanguardia de la lucha contra el Covid 19 por lo que los Parlamentarios sorianos del Partido Popular registran varias iniciativas solicitando ayudas para los Ayuntamientos que son las Instituciones mejor valoradas por los ciudadanos por su cercanía, proximidad e inmediatez a la hora de aportar soluciones a los problemas cotidianos.

En la pandemia del Covid 19 los ayuntamientos han vuelto a demostrar estar a la altura del momento tan excepcional que nos está tocando vivir. Han sido los primeros en ponerse manos a la obra, sin escatimar en medios humanos y materiales para proteger la salud y la vida de sus convecinos.

     

Han desinfectado calles, residencias, edificios públicos…, han socorrido y dado apoyo a los más necesitados, realizando una gran labor humanitaria. Han colaborado con asociaciones y colectivos locales para confeccionar y repartir mascarillas y alimentos. Han modificado sus presupuestos para atender la nueva realidad y sus efectos socio-económicos apoyando a sectores en situación de riesgo como el comercio y los autónomos, con ayudas, subvenciones, exenciones y bonificaciones de impuestos municipales.

En el caso de los pueblos más pequeños, que cuentan con menos recursos humanos y económicos, ha sido la Diputación Provincial quien ha cubierto esas carencias, dando cobertura a las necesidades básicas de todos los pueblos, en todos los rincones de nuestra extensa provincia. Porque en la lucha contra esta pandemia no hay colores políticos, hay personas, seres humanos que esperan una solución por parte de los gobernantes, sean del partido que sean.

Los parlamentarios del Partido Popular de Soria, Tomás Cabezón, María José Heredia y Gerardo Martínez, solicitan, que ante esta situación de excepcionalidad que están afrontando y van a seguir afrontando los ayuntamientos, especialmente los del mundo rural, una respuesta inmediata del Gobierno de España, que garantice la suficiencia financiera de nuestros municipios para hacer frente al Covid 19.

Así mismo, los parlamentarios solicitan que se articulen mecanismos de colaboración leal que garanticen los recursos que necesitan estas administraciones para hacer frente a los gastos que están teniendo que afrontar, con motivo de la crisis sanitaria, económica y social que estamos padeciendo.

Por todo ello los parlamentarios populares han solicitado formalmente la comparecencia de la Ministra de Política Territorial y Función Pública, en la Comisión de Entidades Locales, para abordar de forma conjunta con el Gobierno los problemas y necesidades que están sufriendo estas administraciones locales, ya que son quienes están en la vanguardia de la atención ciudadana, la prestación de servicios públicos y la atención a las situaciones de emergencia social que está provocando la pandemia.

Para los parlamentarios populares sorianos, Tomás Cabezón, María José Heredia y Gerardo Martínez, es imprescindible que el Gobierno de España flexibilice de inmediato, las reglas para la utilización de los superávit municipales para hacer frente a los pagos originados por la pandemia; pague inmediatamente a los ayuntamientos el IVA correspondiente al mes de diciembre de 2017; flexibilice la regla de gasto a los ayuntamientos y retrase la compensación de la liquidación negativa de la Participación en los Tributos del Estado del año 2017, hasta al menos, dos meses después de que el Estado de Alarma sea levantado.

Los parlamentarios del Partido Popular de Soria recuerdan también al Gobierno que, a pesar del Estado de Alarma, está obligado a respetar la Constitución Española y la Ley de Bases de Régimen Local que garantizan la personalidad jurídica, autonomía y suficiencia económica de las administraciones para el cumplimiento de sus competencias, por lo que es necesario y urgente que el Gobierno pacte en el seno de la Comisión de Entidades Locales las medidas que afectan y necesitan los Ayuntamientos, especialmente los Ayuntamientos del mundo rural, los grandes olvidados del Gobierno.